• El portavoz del PP en el Parlamento destaca el trabajo de los grupos políticos y el compromiso de todos los participantes y comparecientes: “Andalucía tiene una sociedad viva, con un enorme talento y una generosidad a prueba de bombas”
• Reprocha a Susana Díaz y al resto de la oposición su falta de participación y los intentos por “boicotear” los trabajos de la comisión
• Confía en que las recomendaciones recogidas en el dictamen que se aprobará en el Pleno “se conviertan en realidad y veamos los resultados pronto”

El portavoz del Grupo Popular en el Parlamento de Andalucía, José Antonio Nieto, ha destacado hoy que el dictamen final que ha aprobado hoy la Comisión de estudio sobre la recuperación económica y social de Andalucía a causa de la pandemia del COVID-19, “contiene las recetas para que Andalucía salga de la crisis más fuerte, sana y generosa”, y ha confiado en que, con ese objetivo, las medidas recogidas en el texto “se lleven a la práctica, se conviertan en realidad y veamos los resultados pronto”.

Nieto ha valorado el “esfuerzo” de todos los grupos políticos que han participado en la comisión para lograr “un texto útil”, que “esté al nivel de compromiso demostrado por todos los comparecientes en representación de toda la sociedad andaluza para aportar y proteger a nuestra tierra y a nuestra gente”. En este sentido, ha agradecido a todos ellos su participación. “Andalucía tiene una sociedad viva, con un enorme talento y una generosidad a prueba de bombas”, ha subrayado.

Ha mostrado su satisfacción por que los tres grupos políticos que han formado parte de la comisión -PP, Cs y Vox- hayan sido capaces “superar las divergencias y planteamientos ideológicos, en muchos casos importantes, para llegar a un acuerdo tras muchas horas de negociación”.

Dichas negociaciones han llevado al Grupo Popular a retirar algunas de las enmiendas iniciales presentadas a la propuesta de dictamen redactada por el presidente de la comisión, así como a presentar varias ‘transaccionales’ a otras enmiendas de Cs. “Ha habido un intenso trabajo de redacción, de diálogo y negociación, y también de renuncia, con el objetivo de lograr un texto neutro desde el punto de vista ideológico, útil y en el que todos los grupos nos sintamos lo suficientemente reflejados para poder suscribirlo y defenderlo”, explicó.

En este sentido, ha recalcado que ese acuerdo ha sido un “éxito”, “le pese a quien le pese”, y ha lamentado que los grupos de la oposición y Susana Díaz, “decidiesen no participar, no hacer propuestas y desentenderse de un problema tan importante como la crisis derivada de la pandemia” así como los “intentos de boicotear los trabajos de la comisión”.