•    “El PPA es el único partido que quiere bajar impuestos porque Cs se ha entregado a Díaz”

•    Señala que en el debate de financiación “la izquierda nos quiere freír a impuestos y Cs asume las tesis del PSOE para no eliminar el Impuesto de Sucesiones”

•    “Cs en Andalucía está reaccionando con gestos a un toque de atención de Rivera para separarse de Díaz ante la evidencia de un adelanto electoral”

•    “El gobierno de Díaz es un saco sin fondo que nos mete la mano en el bolsillo para mantener los costes de mucho gasto superfluo y mucha mala gestión”

El vicesecretario de Organización, Formación y Electoral del PP Andaluz, Toni Martín, PPA aseguró hoy que el PPA “está totalmente dispuesto, abierto y deseoso de encontrar un acuerdo en Andalucía sobre financiación pero Susana Díaz no duerme maquinando la manera de romper esa posibilidad de acuerdo y aislar al PP porque quiere la bronca con el PP y cree que eso beneficia sus intereses electorales”.

Martín afirmó que el debate sobre la reforma del sistema de financiación autonómica ha dejado claro que “el PPA es el único partido que quiere bajar los impuestos en Andalucía mientras la izquierda nos quiere freír a impuestos y Ciudadanos se ha entregado a Díaz, asumiendo las tesis del PSOE para no eliminar el Impuesto de Sucesiones”.

Aseguró que Cs “se vuelve a retratar como colega y socio cómodo y conformista del PSOE, al renunciar una vez más en su documento de conclusiones sobre financiación a bonificar al 99% del Impuesto de Sucesiones, como ya lo ha hecho muchas veces votando en contra de las numerosas propuestas del PPA en el Parlamento y pactando una reforma tramposa e insuficiente con el PSOE”.

Explicó que Cs en Andalucía “se conforma con establecer un mínimo exento, que en la práctica hemos comprobado que no soluciona el problema de miles de familias andaluzas”.

Acusó a Cs de “hacer el trabajo sucio a Susana Díaz” al pedir que se quite la posibilidad de que otras comunidades puedan seguir bonificando el impuesto. “Pretenden –dijo- que los demás no hagan lo que ellos deberían hacer en Andalucía porque quieren evitar que los andaluces podamos comparar entre gobiernos que actúan para mejorar la vida y crear empleo y un gobierno andaluz que nos fríe a impuestos para poder seguir manteniendo su estructura de poder”.

En este sentido, aseguró que “el gobierno de Díaz es un saco sin fondo que no sabe gestionar con eficiencia los recursos y necesita meternos la mano en el bolsillo a los andaluces para mantener los costes de mucho gasto superfluo y mucha mala gestión”.

Agregó que “el seguidismo de Cs es tan grande que incluso crea un problema interno en su partido y el secretario general de su formación tienen que salir a enmendarles la plana porque son incapaces de diferenciarse de Díaz”.

Instó a los dirigentes de Cs a “aclarar su posición sobre asuntos que importan a los andaluces como los impuestos, la prisión permanente revisable o la corrupción de los ERE”. Además consideró sorprendente que la dirección nacional de Cs “parece enterarse ahora, después de tres años, que su partido en Andalucía está entregado a los intereses de Susana Díaz y que Cs ha perdido por el camino cualquier discurso propio si algún día lo tuvieron”.

Martín aseguró que “Cs en Andalucía está reaccionando con gestos como las supuestas presiones para la aprobación de leyes a un toque de atención de Rivera para separarse de Díaz ante la evidencia de un adelanto electoral y de que llevan tres años siendo la muleta del PSOE para que nada cambie”.