• Carazo considera una “falta de respeto” a alumnos, profesores y familias las declaraciones de la consejera esta mañana, y la respuesta de la Consejería a las preguntas del PP en el Parlamento

• La Junta se escuda en la “radiación térmica” para negar el aire acondicionado a los colegios y asegura que es “perjudicial” para la salud.

• El PP pedirá la comparecencia de la consejera en el Parlamento.

La portavoz de Educación del Grupo Popular en el Parlamento de Andalucía, Marifran Carazo, ha manifestado hoy su “rechazo absoluto” a las declaraciones de la consejera de Educación, Adelaida de la Calle, quien ha manifestado que “no es aconsejable” que los centros educativos andaluces tengan aire acondicionado, al considerarlo “perjudicial” para la salud.

Carazo cree que la Consejería “está faltando el respeto a los alumnos, a los docentes y a las familias”, al ignorar las movilizaciones emprendidas por la plataforma ‘Ampas Sevilla’ para reclamar la instalación de equipos de refrigeración en los centros educativos. “La consejera se burla, se mofa de lo que es un verdadero problema en muchos centros”, dijo la portavoz popular.

En este sentido, aludió a la respuesta escrita recibida por el PP al preguntar por esta cuestión en el Parlamento de Andalucía. En ella, la consejera alega que los centros escolares no sufren el período de “mayor radiación térmica” del año, por lo que “no es necesario” instalar equipos de refrigeración. No obstante, sí reconoce la necesidad de abordar la instalación de equipos de calefacción.

Apuntó que “no es la primera vez que De la Calle trata con frivolidad asuntos tan sensibles para las familias”, dijo Carazo, quien recordó como la consejera defendió las aulas prefabricadas o ‘caracolas’ diciendo que seguían el “ejemplo americano” e insistiendo en su confort. “Es un insulto a las familias cuyos hijos tienen que estudiar en aulas que no cumplen con todos los requisitos exigibles”, subrayó.

“La consejera debe una disculpa pública a toda la comunidad educativa”, dijo la portavoz popular, quien consideró un “auténtico despropósito” el trato de docentes, familias y alumnos reciben por parte del gobierno andaluz. “Un entorno confortable, con una temperatura adecuada como mínimo, es indispensable para recibir una educación de calidad. Estamos en el siglo XXI, y la consejera se despacha diciendo que es más saludable que los niños estudien en saunas”, apostilló.

Además, recordó que los equipos educativos también están trabajando durante buena parte del mes de Julio, una vez acabado el curso escolar.

“La consejera sabe que en Andalucía desde mediados de mayo se superan fácilmente los 30 grados de temperatura hasta mediados de octubre; ¿acaso en la Consejería de Educación o en las Delegaciones Provinciales no tiene equipos de refrigeración?”, preguntó Carazo.

La Consejería reconoce en su respuesta que aquellos centros que disponen de aparatos de refrigeración “lo están realizando con fondos propios, a través de los ayuntamiento o de las asociaciones de padres y madres del alumnado”. “¿Es esto educación pública, unos centros cuyo mantenimiento corre a cargo de los bolsillos de las familias?”, preguntó la portavoz popular.

Marifrán Carazo anuncio que el PP pedirá la comparecencia de la consejera en el Parlamento de Andalucía. El PP ha estado un año intentando recibir un inventario de los centros andaluces que disponen en sus instalaciones de equipos de aire acondicionado, sin obtener respuesta. Igualmente, tampoco se ha recibido contestación sobre los centros que disponen de patio, bibliotecas, salas de usos múltiples o gimnasios.

A %d blogueros les gusta esto: