• “Díaz ha convocado un congreso a la bulla para evitar que el sanchismo le mueva el sillón”

• “Lo que antes eran banderas para el PSOE, ahora son pancartas contra su política”, ha dicho Bendodo

• El portavoz del PP Andaluz echa en falta algunas fotos en la exposición conmemorativa del PSOE-A: “las de los ERE o las protestas ciudadanas”

El portavoz del PP Andaluz, Elías Bendodo, ha asegurado que el congreso del PSOE-A que ha comenzado este sábado “no es un congreso normal, sino un congreso de emergencia que la señora Díaz ha convocado a la bulla y corriendo para evitar que nadie del sanchismo tenga la tentación de presentarle una candidatura alternativa y moverle el sillón andaluz”. “Este congreso no tocaba ahora, pero a Díaz le ha entrado el pánico cuando ha visto que sanchismo le ha comido el terreno”, ha señalado.

Bendodo se ha referido a la exposición fotográfica sobre los cuarenta años del PSOE-A que se muestra en ese congreso, para asegurar que de la misma se deduce que Díaz “es el exponente del inmovilismo” y que los socialistas “se han acomodado en el poder”. El portavoz del PP Andaluz ha dicho que en esa exposición faltan fotos, “las fotos de los ERE, de los expresidentes entrando al Juzgado, de los ex consejeros sentados en el banquillo”. “¿Dónde están las fotos de las protestas de los profesionales sanitarios, por las carencias de la Educación o contra el Impuesto de Sucesiones y Donaciones?”, se ha preguntado Bendodo, para concluir que “se trata de la exposición de un congreso sesgado, en el que el PSOE maquilla su historia, oculta la corrupción, la falta de convergencia, el deterioro de los servicios públicos… Un congreso en el que el PSOE inventa un mundo paralelo, mitológico, con héroes falsos como Chaves, Griñán y Susana Díaz, un mundo donde sentirse cómodo”.

Elías Bendodo ha asegurado que con el congreso “empieza el penúltimo acto de la Tragicomedia de Pedro y Susana, que cuenta la historia de la madre que puso a su hijo a mandar, luego quiso matar al hijo pero fue el hijo el que se comió a la madre, y ahora, otra vez, la madre quiere volver a comerse al hijo”. “Esta historia empezó como una comedia, siguió como un sainete y tiene los visos de acabar como una tragedia”, ha afirmado.

Bendodo ha dicho que Díaz “no quiere que Pedro Sánchez esté en su congreso, pero tiene que aguantarse y poner buen cara”. “Es lo mismo que le pasa con los andaluces y sus problemas: los desprecia, pero tiene que poner buena cara”, ha manifestado.

El portavoz del PP Andaluz considera que las primarias fueron “un golpe de realidad y una bajada de humos para la señora Díaz porque el 40 por ciento de los socialistas andaluces rechazaron su candidatura”, y por eso ahora “quiere hacerse fuerte, ponerse a salvo cavando una trinchera con su propio partido y con el Gobierno de España”. “Quiere convertir Andalucía en la aldea gala que resiste, pero aquí no hay galos ni romanos, hay gente normal con problemas reales que a ella no le interesan”, ha dicho.

Bendodo ha censurado que Díaz “iba a abandonar a los andaluces en la victoria y los mantiene abandonados en la derrota, porque sigue sin centrarse en su gobierno y lleva dos años perdidos”. Ha asegurado que sólo sabe “aplicar el viejo manual del agravio y la confrontación, lo único que aprendió de Chaves y Griñán”.

Frente a esa actitud, Elías Bendodo ha señalado que el PP Andaluz “quiere ayudar a cambiar esa realidad, a aprovechar las oportunidades y alcanzar a las comunidades autónomas que van una velocidad por encima de la nuestra”. Así, ha señalado que el PP Andaluz “hace sus deberes, y ha propuesto cómo gastar los 1.088 millones de financiación adicional que va a recibir Andalucía del Gobierno de Mariano Rajoy, que deben destinarse a lo que peor funciona, lo que hace aguas: la Sanidad, la Educación y los Servicios Sociales”.

La propuesta del PP Andaluz pasa por destinar 265 millones a Sanidad, de los que 225 serían para infraestructuras sanitarias y otros 40 millones para contratar a 1.300 médicos y a 2.300 enfermeros. A políticas sociales se destinarían 750 millones, especialmente para eliminar la lista de espera de la dependencia. Y otros 70 millones para Educación, de los que 20 millones serían para becas y 50 para eliminar aulas prefabricadas y poner aire acondicionado en todos los colegios.

Bendodo ha asegurado que Díaz “perdió en su partido porque su gestión no convence, no tiene nada que la respalde”. “Lo que antes eran banderas para el PSOE, ahora son pancartas en la calle contra su política. Algo se está moviendo, es la gente, y significa que es el principio del fin del régimen”, ha dicho Elías Bendodo, que ha concluido que “es ahora cuando al PSOE le entra el pánico, se ha quedado sin saldo ante los andaluces y ya no le vale ya con poner buena cara”.

A %d blogueros les gusta esto: